conflictos-laborales

Resolución de Conflictos Laborales

La mayoría de nuestros días la pasamos compartiendo con personas del trabajo, establecemos relaciones laborales, personales y cada quien tiene unos valores, personalidades y formas de trabajar distintas. Por lo tanto, será un ambiente en donde pueden surgir problemas e inconvenientes que pueden llevar a una confrontación. 


Las disputas o conflictos laborales son muy comunes, en todo ambiente de trabajo existen desacuerdos. Por esta razón es importante que el departamento de Recursos Humanos conozca el sistema de resolución de conflictos laborales, porque este tipo de disputas afectan la productividad de la empresa. 


A lo largo de este artículo conversaremos sobre la resolución de conflictos, sigue leyendo para conocer más acerca de los problemas más frecuentes, como solucionarlos y qué medidas tomar en estos casos, etc.

G-Talent Plus

Acceso Total


Obtén G-Talent Plus y accede a todo el catálogo de cursos y diplomados por un año


¿Qué son los conflictos laborales?


Durante las jornadas de trabajo suelen surgir conflictos e inconvenientes, pero no cabe duda que para mejorar el ambiente es necesario resolver de la mejor forma posible y rápido aquellos roces o malos entendidos que puedan estar surgiendo. 


Sin duda, un ambiente de trabajo libre de tensiones y conflictos es un ambiente más productivo. Por lo tanto, el área de recursos humanos debe ser capaz de gestionar los equipos y prevenir los conflictos laborales que puedan surgir por determinada situación. 


¿Conoces cómo prevenir los malos entendidos laborales? ¿Conoces las técnicas para solucionar las discusiones que se produzcan en la empresa? Sigue leyendo para conocer más sobre estos temas, que son muy importantes para saber cómo actuar en caso de producirse un conflicto laboral. 


Nos referimos a los conflictos laborales como las discusiones que surgen entre dos o más personas, producidas en un entorno laboral, y la mayoría del tiempo tienen que ver con los objetivos que les marca la empresa. Este tipo de discusiones son muy frecuentes, pero se debe conocer cómo abordarlas para poder darles solución lo antes posible. 

¿Qué puede detonar los conflictos laborales?


Antes de saber cómo lidiar con los conflictos laborales es importante conocer algunas de sus posibles causas, para poder evitarlos en algunos casos:


1. Escasez de recursos


Si los trabajadores necesitan ciertos recursos que escasean, como computadores, hojas y otros materiales necesarios para desarrollar sus labores diarias. Esto puede generar una competencia o desacuerdos por obtener los recursos. 


2. Diferencias de opiniones


Los empleados pueden tener diferentes opiniones o puntos de vista con respecto a un tema o una determinada situación. Lo que puede generar discusiones y por lo tanto se tendrá que buscar una solución. 


3. Diferencias de objetivos


Es necesario que la empresa establezca objetivos comunes, porque si no se puede prestar a malos entendidos y cada quien puede trabajar en función de un objetivo propio generando un conflicto. 


4. Distribución equitativa


Todos deben tener detalladas sus funciones y tareas, para que no se ejercen funciones que no corresponden y esto puede generar conflictos laborales por el desarrollo de tareas de otros compañeros. 


5. Falta de comunicación


La falta de comunicación puede provocar malos entendidos entre los trabajadores o la empresa. Es importante siempre mantener una comunicación clara y alineada con los objetivos.


6. Valores personales distintos


Cada uno de los empleados tienen sus valores personales, estos dependen de muchos factores, y pueden generar discusiones.


7. Distintas formas de hacer las cosas


Cada trabajador realiza las tareas de forma distinta, si esto choca con la forma de hacer las cosas de otro trabajador puede generar un conflicto. 


Ahora que conocemos algunas de las causas que pueden generar conflictos vamos a ver cómo prevenir los malos entendidos. 


Siempre será mejor prevenir que lamentar o recurrir a una solución de conflictos laborales. Así que a continuación te ayudaremos a cómo prevenir los malos entendidos. 


¿Cómo provenir los conflictos laborales?


1. Comunicación asertiva


La comunicación es muy importante para dar indicaciones claras y específicas de las tareas que deben desempeñarse. Pero además esta comunicación debe ser asertiva, para que el mensaje pueda ser entendido. 


2. Definir la estructura de la empresa


Los empleados deben conocer la estructura, organigrama y quienes desempeñan el papel de líderes, para estar al tanto de sus responsabilidades y conocer las vías de comunicación. 


3. Empatizar y negociar


Debe haber una relación de respeto, entendimiento y la posibilidad de negociar con los empleados para darles a entender que son capaces de estar en su lugar y llegar a acuerdos es lo más importante. 


Los más importante en la resolución de conflictos laborales


El área de recursos humanos es la encargada de estar al tanto de detectar a tiempo los conflictos laborales, tener un plan de acción y una respuesta efectiva y pronta. 


Deben presentarse como neutrales en las confrontaciones, tener estrategias que puedan ayudar en diferentes casos. Algunas de las acciones que puedes seguir es reunirte con las personas implicadas para llegar a acuerdos. Escuchar a ambas partes que intervienen en el conflicto, entender y proponer soluciones que favorezcan a ambas. 


Evita que la confrontación llegue a lo personal, identifica las discrepancias y lo que no permite ponerse de acuerdo. Luego pasas a la etapa de resolución, en este caso debes hacer lo siguiente. 


Lo primero es detectar el conflicto a tiempo, para que no se convierta en un problema más grave, estudia la situación y escucha a ambas partes. Define el objetivo que se quiere alcanzar con la resolución del problema. 


Negocia entre ambas partes para llegar a una solución en conjunto, evalúa cuál de esas soluciones beneficiará a todos los involucrados. Una vez encontremos un punto medio, debemos darle seguimiento al caso para conocer si se está cumpliendo con lo planteado. 


En resumen, los conflictos laborales son muy habituales, por esta razón el área de recursos humanos debe estar prevenido, y en caso de producirse saber dar respuesta efectiva y a tiempo antes de que el problema se extienda. 


Lo principal es identificar las causas que como mencionamos anteriormente y estas pueden ser muchas, pero lo ideal es mantener a los líderes de equipo atentos a posibles conflictos, entrenar al personal para resolver sin tener que escalar el problema a mayores. 


No siempre es tan sencillo, para esto hay diferentes técnicas que te ayudarán a negociar con las partes implicadas, y son las mencionadas arriba: identificar el problema, mediar entre ambas partes, hacer la función de arbitraje y la negociación. 


Esperamos que después de leer el artículo tengas una idea más clara de cómo hacer en estos casos, y poder estructurar las estrategias adecuadas para cada caso.


conflictos laborales conflictos laborales conflictos laborales conflictos laborales conflictos laborales conflictos laborales conflictos laborales conflictos laborales conflictos laborales conflictos laborales conflictos laborales

 

Deja tu comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de su publicación.